sábado, 31 de julio de 2010

Un poema de Antonio GAMONEDA


Sabor a legumbres
Antonio Gamoneda

Las legumbres hervidas, golpeadas
a fuego en las cazuelas, espesaron
una parte del agua, retuvieron
otra parte consigo.

Después que estáis sentados a la mesa
los míos de la sangre —cinco— pienso
que es posible que coman en el mundo
muchas gentes, hoy, esto.

Ahora que tenemos sobre la lengua la misma pasta de la tierra,
puedo olvidar mi corazón y resistir las cucharas.

Yo siento
en el silencio machacado
algo maravilloso:
cinco seres humanos
comprender la vida a través del mismo sabor.

Foto: El delantal verde

Y una receta tomada del blog El delantal verde

Cocido otoñal
de legumbres variadas


Ingredientes
1 l de caldo de verduras (o agua)
100 gr lentejas
200 gr habichuelas o judías blancas
200 gr judías rojas
1 cebolla
3 dientes de ajo
1 pimiento verde
2 zanahorias
3 ramas de apio
1 calabacín
2 tomates
100 gr guisantes cocidos en conserva
3 patatas
1 ó 2 guindillas secas
2 cucharadas pimentón dulce
Romero seco en hojas
Aceite de oliva
Sal

Elaboración
Es preferible que las legumbres estén ya cocidas en conserva, en ese caso sólo tienes que enjuagarlas del agua que traen. Si prefieres usar secas, déjalas en remojo desde la noche de antes.
Corta las patatas en rodajas gruesas y rehoga a fuego lento en una sartén, con un poco de aceite y un puñado de romero. Debe quedar blanda por dentro y dorada por fuera.
Mientras, lava, pela y pica las zanahorias, la cebolla, el calabacín, el apio, el pimiento y los ajos. Reserva un cucharada de las cebollas picadas para el final. Rehoga estas verduras en una olla con tres cucharadas de aceite y las guindillas, a fuego medio, durante 10 minutos. Pica los tomates y añádelos. Rehoga 10 minutos más. Añade los guisantes y las legumbres escurridas y mézclalas con cuidado. Echa el pimentón, da unas vueltas, y vierte el caldo de verduras, tapa y deja que se vaya haciendo a fuego medio. Si las legumbres ya estaban cocidas, la cocción será de unos 15 minutos; si eran secas, tardará alrededor de 30-40 minutos. Si ves que se va quedando sin caldo, añade un poco más. Y si ves que queda soso para tu gusto, añade una pizca de sal.
Sirve el cocido bien caliente acompañado de las patatas al romero y con la cebolla picada reservada espolvoreada por encima.

Consejo
Cuando cocines legumbres recuerda que, si añades un pellizco de cominos durante la cocción, te ahorrarás luego el malestar de flatulencias incómodas.